Aumentará uso del arbitraje en los contratos de obra

El crecimiento del sector de la construcción genera tasas que superan el 12% anual, con ello se cree que va a aumentar también el flujo de los arbitrajes administrados sobre contratos de obra.

Así lo prevé el Centro de Arbitraje de la Cámara de Comercio de Lima (CCL), institución que actualmente administra más del 80% de arbitrajes en el país, dentro de los cuales, más del 35% corresponden al mercado de la construcción.

A criterio de Juan Huamaní Chávez, secretario arbitral de dicha entidad, en la medida que el sector construcción experimenta un alza sostenida, los arbitrajes referidos a dicho rubro se incrementarán, apreciándose como una cuestión ya habitual que las partes al suscribir sus contratos de obra incluyan la llamada “cláusula arbitral” en los mismos.

Con la inclusión de tal cláusula, advierte, controversias referidas a la ejecución de carreteras, puentes, colegios, hospitales, coliseos, además de la construcción de edificaciones domésticas, serán o están ya siendo resueltas a través del arbitraje.

Tipos de contrato
Huamaní explica además que en la mayoría de los contratos de obra viene siendo una práctica habitual incluir una cláusula denominada “convenio arbitral”, por la que las partes contratantes someten la solución de cualquier controversia a presentarse al arbitraje, que puede ser institucional, también llamado administrado, o ad hoc.

Precisa, sobre este punto, que habría que hacer una distinción entre el contrato privado y el contrato con el Estado, en el que se aplica la Ley de Contrataciones y Adquisiciones del Estado, norma que establece que las controversias producidas en este tipo de contratos se resolverán en el arbitraje de manera obligatoria.En estos contratos, en los que participa el Estado contratando con el postor adjudicatario de la buena pro de un proceso de selección, al presentarse una controversia respecto del contrato firmado, ésta será resuelta de manera obligatoria en un arbitraje, pues la ley así lo establece expresamente.

“Ello quiere decir que en este tipo de contrato el arbitraje tiene una posición destacada, pues frente a cada controversia siempre habrá un arbitraje, excepto, por cierto, que vía conciliación o trato directo, las partes solucionen cualquier divergencia, pero si ello no sucede, necesariamente se deberá iniciar un arbitraje”, subraya Huamaní.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: